El profesor visitante de la UCJC, Stephen Heppell, el hombre que puso la ‘C’ en las TIC, revoluciona la educación

Stephen Heppell, profesor de la Universidad de Bournemouth, explica en un artículo publicado en “El Confidencial” el proyecto que está desarrollando en España en colaboración con la Institución Educativa SEK y la UCJC, de donde es profesor visitante, siguiendo el modelo del aprendizaje por proyectos en el que el alumno se sitúa en un lugar privilegiado.

Según señala en este artículo, el objetivo del proyecto es “mejorar el proceso de aprendizaje” de los alumnos. Los avances tecnológicos son de radical importancia en ese sentido, ya que han permitido que los jóvenes “descubran lo que pueden hacer”. Por eso, el siguiente paso es lógico: “lo que hacemos es pedir a los alumnos a que diseñen la manera en la que adquieren un mejor conocimiento”, apunta Heppell.

Un proyecto innovador 
Profesor Stephen Heppell, catedrático de la Universidad de Bournemouth, Profesor visitante de la Universidad Camilo José Cela y especialista mundial en innovación educativa. 

El profesor Heppell ha trabajado, y trabaja, con gobiernos, agencias internacionales, empresas del Fortune 500, colegios y comunidades educativas y alumnos de todo el mundo. 

Actualmente está liderando en la Institución Educativa SEK el proyecto “Los entornos de aprendizaje del Tercer Milenio”, experimento pionero en la Comunidad Educativa Europea. 

Se trata de un programa innovador donde los alumnos diseñan sus propias aulas adaptándolas a su aprendizaje.  Son espacios analizados, ideados, equipados y gestionados por los alumnos, ya que son ellos quienes lo utilizarán para aprender. Los entornos de aprendizaje no son solo aulas equipadas con medios tecnológicos de última generación, ni espacios dotados con mobiliario de grandes firmas, sino entornos óptimos para su aprendizaje.

El reto –dirigido por profesores de los colegios SEK y de la Universidad Camilo José Cela– consiste en delegar a un equipo de alumnos de cada colegio la reorganización de su espacio. Para ello disponen de un presupuesto limitado con el que buscar soluciones. Investigan e identifican los problemas, proponen soluciones, eligiendo aquellas que son viables económicamente y útiles para su aprendizaje. Una vez escogida por consenso la mejor opción, los alumnos supervisan su ejecución, y preparan con los profesores las actividades que se llevarán a cabo en el aula. 

El proyecto de investigación liderado desde la Universidad Camilo José Cela se ocupará de documentar todos estos procesos y actividades. Asistirá en la realización de las propuestas y en el diseño de las actividades. Evaluará el grado de satisfacción de la comunidad escolar. Medirá el nivel de motivación. Analizará el sentido de pertenencia alcanzado, el nivel de apropiación del entorno y el de compromiso con los compañeros de colegio, la mejora del rendimiento académico, así como las habilidades que cada alumno desarrollará durante el proceso de ideación y posterior uso. 

Consulta aquí el artículo completo